No hagais caso a la Iglesia...

... que luego os arrepentís


Entradas populares de este blog

La colonialidad en Galicia