No le gustan los toros, sino el toreo...

Que raro...

Entradas populares de este blog

La colonialidad en Galicia